Marian

" SIT TIBI TERRA LEVIS "

" Hasta el suave aleteo de una mariposa puede desencadenar un huracan en otro lado del mundo " Teori­a del Caos.
Mi foto
Nombre: Marian
Ubicación: Paraná, Entre Ríos, Argentina

Multifacética, un poco loca, soñadora o práctica (según la ocasión), hedonista, creativa, curiosa, perceptiva...

viernes, septiembre 28, 2007

De los padres

Nacemos (encarnamos) exactamente en los padres que nos duelen. Y no en otros, en esos mismos que más de una vez nos preguntamos porque, para que, divagamos, fantaseamos y decimos
"si hubiera tenido otros..."
"si hubiera podido elegirlos"
duelen
duelen
por eso es, justamente
Esto es aplicable a la familia. Nacemos en esa familia y no en otra porque tenemos que aprender ESOS dolores.
Se aprende del dolor generalmente.

Etiquetas: ,

9 Comments:

Anonymous Anónimo dice...

El vínculo abuelos-padres-hijos roza lo mitológico. Y es cierto, uno fantasea todo el tiempo con realidades distintas, circunstancias atenuantes, posibilidades concretas. Y uno puede cambiar de novio (lo he hecho), de marido (Dios me guarde) pero no de padres. Desde que fui madre siento que uno hereda los padres y elige los hijos que a uno lo heredan como padres. Ellos nos sufrirán a nosotros, o no, en el mejor de los casos. Creo que una frase que define el tema me la dijo mi papá biológico (aclaro que no es más que la mitad de mis cormosomas) en la única charla que tuvimos: "No somos la famila Ingalls ni podremos serlo". Sí querida Marian, somos dolientes caminantes. Aprenderemos de nuestros hijos.
Claudia de Paraná.

28/9/07 4:52 p. m.  
Blogger El Mostro dice...

En realidad nuestros padres/familia/parentela nos forman. Es imposible que seamos de otra forma, por más que lo deseemos.
Pero si, algunos tienen suerte y aprender y tratan de "mejorar".
Saludetes.

28/9/07 5:03 p. m.  
Blogger beacriz dice...

Si hubiera tenido otros.... no sería yo. el dolor existe, es cierto, pero también los momentos felices. el dolor lo dejo pasar, la felicidad la atesoro para continuar mi camino porque aprendí que ser feliz no es una meta sino el camino mismo. besos

28/9/07 10:00 p. m.  
Blogger pol dice...

Alguna vez tuve el deseo de tener otra familia, idealizarme con otra. Pero a medida q pasaba el tiempo esa familia ideal, no era tal. Por eso aunq mis viejos sean terribles hincha pelotas y muchas veces quisiera no verlos nunca mas, los acepto como son, aunq a veces duela.

28/9/07 11:10 p. m.  
Blogger ♥ Titi ♪ dice...

Marian estoy de acuerdo con vos, se aprende del dolor y tb se crece... A veces cuesta mucho pero es preferible enfrentarlo

29/9/07 9:29 a. m.  
Blogger ines dice...

yo tambien siempre crei que se aprendia desde el dolor pero les puedo afirmar que mas se aprende desde el amor,tengo unos padres ejmplares a los que amo y de los que aprendo permanentemente "todavia"y tengo 45de mi madre aprndi la resiliencia es asombrosa y de mi padre el compañerismo y la lealtad entre otras tantas.pero la mas importante la entendi cuando nacieron mis hijos la incondicionalidad.
me cuesta mucho entender lo de la re encarnacion ,no estoy segura ,será cuestion de tiempo?
me gusto mucho tus comnetarios super interesantes permitime agendarte en mi espacio.
un abrazo

29/9/07 4:45 p. m.  
Blogger Brisa de Amor dice...

Hola marian!

Dicen que la vida es un espiral y que vuelve siempre a los origenes, no te encontraste alguna vez diciendo las mismas frases que odias de chica? mmmm... y cuantas mas les diras a Fiamma y despues reflexionaras porque le dije esooo?

Al final a que celebridad te pareces?

Un beso grandote y otro a fiamma!

30/9/07 1:05 a. m.  
Anonymous Anónimo dice...

En realidad, si pensamos que podemos elegir, elegimos los que se adecuarán a esta nueva vida. Necesariamente necesarios (tal vez) para desarrollar en nosotros algunas virtudes, o no...
Luego, después de sus partidas, atisbamos un poquito el por qué fueron nuestros padres y no otros. Extraemos mucho de ellos, más de lo que muchas veces queremos o deseamos... Sin embargo, son esos y no otros... Y, en muchas familias sucede algo parecido pues las construcciones son diferentes, tendremos que desarrollar, generosa y concientemente, la capacidad de adaptarnos a situaciones diversas (resiliencia) como trajo a la conversación Inés.
Cuando más comprendemos, más se resuelven o allanan los conflictos familiares... así de simple y así - muchas veces - de difícil.
Un abrazo para todos.
María Teresa

30/9/07 7:58 p. m.  
Blogger Princesa dice...

Ay nena...si pudieramos sentarnos a hablar del tema, creo que nos entenderiamos tan bien!
Hoy me siento asi, como describis, con esa sensación de que los padres me duelen; con la impresión de que a mi si y a ellos no.
Me canse de tratar de entender que les pasa por la cabeza, se supone que yo deberia ser la contenida, la que necesita que la entiendan alguna vez.
Cierta gente no nacio para ser padres...y a esa gente no deberian dejarla cumplir su cometido.
Hace un rato dije, entre lágrimas de bronca...haber nacido de un repollo y seria mas feliz!
En fin...
Algun día ojala podamos compartir un café e intercambiar experiencias de vida.
Besos muchos

18/10/07 3:00 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home